Coger la cámara de forma correcta

29 May 2014

Antes de adentrarnos de lleno en las características y funciones de una cámara Réflex, debemos tener en cuenta distintos conceptos que nos ayudarán en la toma de fotografías.

Para poder realizar fotografías de calidad, debemos aprender primeramente cómo sostener de forma correcta la cámara con el fin de dotarlas de la mayor estabilidad posible .  La posición debería ser aquella en que de una forma cómoda, el cuerpo esté lo más recto posible, pero sin tensión. Con la espalda erguida y las camas ligeramente separadas una delante de la otra, sujetamos firmemente la empuñadura de la cámara con la mano derecha.

El dedo índice derecho, nos servirá para accionar el disparador y manejar el dial de velocidades. Gracias al pulgar, podremos manejar los controles de la parte trasera de la cámara.  El cuerpo y parte del objetivo reposarán sobre la palma de la mano izquierda, manteniendo el codo del mismo brazo pegado al cuerpo para proporcionarnos la mayor estabilidad posible.

Cabe destacar que si deseamos disparar con una velocidad de obturación muy baja, para no conseguir un efecto desenfocado, es muy recomendable el uso de un trípode o un monopie. Aún así, de no disponer de ellos, es imprescindible pegar los codos al cuerpo y aguantar la respiración para evitar distorsiones. 


Información facilitada por Javier Águeda, fotógrafo profesional

Podéis ver su trabajo en 

www.javieragueda.com


Volver a Consejos